Tipos de Piel

Cuándo identificamos el tipo de piel que tenemos nos es más facil poder encontrar un producto adecuado para las necesidades de esta.

Hay muchos tipos de piel, aquí voy a nombrar algunos que son los más conocidos.

Piel Normal: cuándo existe un equilibrio entre el nivel de hidratación de la piel y el nivel de sebo.

Piel Seca: tirante, menos elástica, apagada, a menudo presenta descamaciones y picores. La gran mayoría de pieles maduras son secas.

Piel grasa: las glándulas sebáceas producen sebo en exceso, suele tener un aspecto brillante, es untuosa al tacto y puede presentar sensibilidad. En este tipo de pieles es muy importante la limpieza. Las pieles jóvenes suelen ser grasas.

Piel mixta: en este caso coexisten exceso de sebo en la zona T (nariz-frente) y sequedad y sensibilidad en las mejillas.

Piel mixta grasa: este tipo de piel no retiene bien el agua y está deshidratada. Tiene tendencia a imperfecciones (puntos negros, granitos), piel más tirante sobre todo en la zona de las mejillas. Este tipo de piel necesita una buena limpieza que también refresque la piel y no la reseque.

Piel mixta seca: tiene tendencia a la deshidratación. La barrera de la piel está alterada permanentemente o casi permanente. Sensación de tirantez y rojeces, los cambios bruscos de temperatura le afectan más que a otros tipos de piel y son algo sensibles.

Piel sensible: es un tipo de piel que se enrojece e irrita con facilidad, sobretodo cuándo la frotamos. Es una piel más finita y más propensa a reacciones alérgicas a determinados compuestos. Este tipo de piel puede ser mixta o grasa, se deshidrata con facilidad.

Existen muchos más tipos de pieles, pieles maduras, hiperpigmentada, deshidratada….

Y tu que tipo de piel tienes? Te ayudará a elegir mejor el tipo de cosmético y tratamiento que le va a venir bien a tu piel.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *